Uno de los primeros dolores a los que nos vimos enfrentados cuando recién comenzamos a correr fue una puntada abdominal. Sí, esas malditas que aparecen justo cuando estamos corriendo felices de la vida y que nos podrían impedir muchas veces poder continuar de buena manera. Como este dolor hay varios más que los corredores, aquí les contamos cuáles son y cómo evitarlos.


1-DOLOR ENTRE LOS DEDOS

Este tipo de dolor es causado por algo externo a su carrera, puede ser por el tipo de zapatillas que llevan o algun roce con sus calcetines, en sus casos “más graves” podría llevar a contraer todos los dedos del pie y causar compresión de los nervios, lo que provocaría el adormecimiento.

¿CÓMO EVITARLO?

Revisar qué tipo de pisada tienen, porque es muy probable que la zapatilla no sea la correcta si es que surge este dolor. En carreras más largas es normal que existan varias molestias, para esto es ideal utilizar un poco de vaselina sólida, entre dedos para evitar molestos roces.

Lee también: Guía para la elección de zapatillas running

2-MOLESTIA EN OMÓPLATOS

Este dolor se manifiesta con punzadas en el lado derecho de sus omóplatos, una de las razones más comunes por las que ocurre es porque muchos corredores, están tirando de los omóplatos cuando están corriendo, lo que genera un aumento de la tensión en esa zona y cuando se prolonga, es cuando produce dolor.

¿CÓMO EVITARLO?

Mantener los hombros más relajados, para evitar que esa misma tensión se traslade a otras partes del cuerpo. Además el braceo correcto también ayuda muchísimo para que no sientan dolores.

Lee también: ¿Cómo mejorar la postura al correr?

3-TENSIÓN EN EL CUELLO

La tensión en la zona del cuello es provocada por la mala postura al correr. Esto se manifiesta porque al no correr en la postura adecuada, genera una tensión adicional provocando rigidez muscular de la columna y la espalda baja. Corregirlo los ayudará a prevenir lesiones y malestares musculares.

¿CÓMO EVITARLO?

Realizar ejercicios de flexibilidad es una buena opción para evitar los dolores, y también correr de forma más relajada evitando concentrar la tensión en una zona.

Como pueden ver gran parte de los dolores provienen de la forma incorrecta al correr, por lo que siempre mantener una buena postura los libera de muchos malestares.